Boris Johnson, destituido hace apenas tres meses podría volver a gobernar Reino Unido

El Partido Conservador británico comenzó la elección interna para elegir su nuevo líder y tercer primer ministro en lo que va del año, tras la intempestiva renuncia de Liz Truss, en una votación relámpago en la que el dato sobresaliente es que el expremier Boris Johnson, destituido hace apenas tres meses, se posicionó entre los favoritos y podría reunir los respaldos necesarios para ser una de las opciones que finalmente se sometan al voto de los afiliados.

Johnson ya cuenta con 38 parlamentarios que lo apoyan hasta ahora y sostienen que podría asegurar las 100 nominaciones que necesita para avanzar en la carrera por el liderazgo.

No obstante, Rishi Sunak, ex ministro de Finanzas durante el Gobierno de Johnson, figura en primer lugar a pesar de que aún no confirmó si entrará o no en la carrera para liderar el partido. Sunak, uno de los favoritos para suceder a Johnson cuando fue destituido en julio pasado, fue uno de los impulsores de la cascada de renuncias que forzaron su caída.

En tercer lugar se encuentra la líder de la Cámara de los Comunes en el Parlamento Penny Mordaunt, quien hasta el momento, es la única que anunció que participará de la contienda que durará sólo una semana. El resultado debe estar para el próximo viernes.

«Me ha alentado el apoyo de colegas que quieren un nuevo comienzo, un partido unido y un liderazgo por el interés nacional», escribió Johnson en Twitter. Las reglas que regulan la elección de un nuevo líder del Partido son fijadas por una instancia interna llamada Comité 1922, que preside Graham Brady, quien confirmó que la competencia por el liderazgo concluiría el viernes 28 de octubre.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.