Confirman 10 casos de «hongo negro» en Argentina

Hay una red nacional de laboratorios a través de la Asociación Argentina de Microbiología que está rastreando los casos del «hongo negro».

Se confirmaron 10 casos de infección por el «hongo negro» en Argentina, 7 de ellos tenían previamente un diagnóstico de la enfermedad Covid-19 causada por el coronavirus. Desde el año pasado, la notificación de los casos del «hongo negro» pasó a ser obligatoria en la Argentina.

«En el contexto de la pandemia, lamentablemente ciertas especies de hongos han adquirido protagonismo», dijo a Infobae el presidente de la Asociación Argentina de Microbiología, el doctor Gustavo Giusiano, quien es también jefe del departamento de Micología del Instituto de Medicina Regional de la Universidad Nacional del Nordeste e investigador del Conicet. «Los hongos, como el que causa la mucormicosis o el Candida auris, generalmente afectan a pacientes que ya están en estado crítico por otras enfermedades».

El «hongo negro», se trata de una infección que ya existía antes de la pandemia por el coronavirus. En realidad, el hongo no es de color negro. Pero las lesiones que producen en la piel por su infección tienen ese color y eso llevó a que la gente le pusiera ese nombre. La tasa de letalidad por mucormicosis se estima entre el 40 y el 80%.

¿Cómo se presenta?

«En el contexto actual de la pandemia por coronavirus, la Covid-19 puede presentarse como una neumonía leve a potencialmente mortal, con co-infecciones oportunistas causadas por diferentes bacterias y hongos, entre las que puede presentarse la mucormicosis», según informó el Ministerio de Salud de la Nación de Argentina el 19 de junio, después de informar que se había confirmado un caso de una paciente con diabetes y Covid-19 en la provincia de Formosa, y había otro caso en estudio en la provincia de Buenos Aires.

El experto encuentra una diferencia entre la primera ola de la pandemia en Argentina en comparación con la segunda ola que empezó en marzo pasado con respecto a la coinfección por hongos. «El año pasado, los pacientes con Covid-19 críticos eran de mayor edad. Por lo cual, muchos fallecían y tenían tiempos más cortos de internación. En cambio, durante la segunda ola, las personas mayores estuvieron vacunadas, y el Covid-19 afectó más a pacientes más jóvenes. Muchos de esos pacientes más jóvenes que tuvieron complicaciones y desarrollaron cuadros críticos tienen más chances de estar más tiempo en la internación y sobrevivir. Pero también tienen más riesgo de ser afectados por hongos oportunistas ya que su organismo está más debilitado», explicó el doctor Giusiano.

Asociación Argentina de Microbiología

En la Argentina, hay una red nacional de laboratorios a través de la Asociación Argentina de Microbiología que está rastreando los casos del «hongo negro». En tanto, desde el ANLIS/Malbrán funciona la coordinación para rastrear la presencia de mucormicosis. Algunas instituciones hospitalarias privadas forman parte de esas redes para detectar a los hongos.

«La metodología para detectar al hongo Candida auris es por técnica de proteómica, que solo se dispone en muy pocos lugares del país. La otra técnica es por PCR, que es la misma que se usa para detectar el coronavirus. Por ahora no se lo ha detectado, pero hay que pensar que el hongo no solo podría entrar por el Aeropuerto de Ezeiza. Argentina tiene miles de kilómetros de fronteras, por las que entran desde los países limítrofes», resaltó el doctor Giusiano. Puede haber casos de personas con el hongo y sin síntomas.

¿Qué puede hacer la gente para prevenirse?

«Los hongos son oportunistas y afectan cuando las personas tienen otras enfermedades y están en situaciones críticas. Por un lado, hoy se recomienda la vacunación contra el Covid-19 y adherir a los cuidados como el uso del barbijo, evitar las reuniones sociales en lugares cerrados, y practicar el distanciamiento. Además, otra clave de la prevención está en que cada institución hospitalaria tenga un servicio de micología que esté atenta a la identificación de Candida auris. Deben tener personal entrenado para poder diferenciar los diferentes hongos», contestó el investigador.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Mundo