Despegó el cohete más poderoso del mundo

La NASA lanzó desde el Centro Espacial Kennedy de Florida el cohete más poderoso del mundo con un rugido ensordecedor y en medio de una cortina de llamas que convirtieron a la noche en día en su camino a la Luna, en la primera misión del programa Artemis que busca regresar al satélite después de 50 años y preparar el camino para establecer la presencia humana a largo plazo.

A las 1:47 a.m. EST el cohete de 98 metros de altura se elevó como una gigantesca bola de fuego, iluminando el cielo nocturno y dando inicio a una nueva era de la exploración humana en el espacio profundo.

Tras dos cancelaciones de último momento en agosto y septiembre pasado por problemas técnicos, y luego dos huracanes que retrasaron el lanzamiento varias semanas, el tercer intento resultó exitoso.

Después del huracán Nicole, que demoró dos días este lanzamiento, los equipos realizaron evaluaciones exhaustivas del cohete y la nave espacial y confirmaron que no hubo daños significativos.

Cincuenta años después de la última misión Apolo, este vuelo de prueba no tripulado, que sobrevolará la Luna sin aterrizar en su superficie, busca confirmar si el vehículo es seguro para llevar a una futura tripulación.

«Hoy, pudimos presenciar cómo el cohete más poderoso del mundo toma la Tierra por los bordes y sacude de ella a los malvados», dijo Mike Sarafin, gerente de la misión Artemis, en conferencia de prensa. Por su parte, el administrador de la NASA, Bill Nelson, celebró: «Es la llama más grande que he visto en mi vida. Es la onda de choque más acústica que he experimentado».

«Tengo que decir que lo que vimos esta noche fue una A+. Pero todavía tenemos un largo camino por recorrer. Este es solo un vuelo de prueba», agregó Nelson, según consignó la cadena pública británica BBC.

1 Comentario

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Mundo