El fuerte impulso de Soriano al Cooperativismo

Soriano se ha caracterizado por tener muchas cooperativas en su territorio, un total de 97, y no es casualidad que se haya declarado a Mercedes como Capital Nacional del Cooperativismo para este año. En mayo, para el suplemento digital, LA REPÚBLICA entrevistó al intendente, Guillermo Besozzi.

La ciudad de Mercedes fue nombrada Capital Nacional del Cooperativismo para este año. Así lo dispuso el Parlamento que aprobó la designación que fue propuesta por el Instituto Nacional del Cooperativismo (Inacoop) y la Confederación Uruguaya de Entidades Cooperativas (Cudecoop). 

Desde 2012 hasta la fecha se celebra de manera ininterrumpida en un departamento o ciudad y este año fue el turno de Mercedes. Para saber la importancia de este hecho y qué políticas se aplican desde la Intendencia, LA REPÚBLICA entrevistó al intendente de Soriano, Guillermo Besozzi.

“Ser la Capital del Cooperativismo para nosotros es más que importante, pero no por lo que es Soriano como departamento, sino como es la sociedad asociada al cooperativismo en general. La misma gente que trabaja en las cooperativas se ha ganado ese lugar de capital. Está bueno que se reconozca ya que es un sistema que ha dado buenos resultados”, manifestó. 

En todo el departamento de Soriano, hay un total de 97 cooperativas (datos a octubre de 2020) de vivienda, ahorro y crédito, graneleras y productivas. Este sector creció de manera exponencial del 2008 para acá cuando solo había 27. 

Ellas se dividen en 65 de vivienda, 12 de trabajo, 10 sociales y nueve agrarias. Las primeras fueron las que más se desarrollaron en estos últimos años. Además, están “la Cooperativa Agraria Nacional (Copagrán) de Cardona a Mercedes, la Cooperativa Agraria de Dolores (Cadol) en Dolores, Calmer en Mercedes, todas cooperativas graneleras que realmente tienen muchísimos años y que han funcionado muy bien”, dijo, por mencionar algunas.

Con respecto a las actividades que se van a realizar durante este año, comentó que el evento más importante es el Día Internacional de las Cooperativas. “Está todo achicado por las restricciones que hay con respecto a la pandemia del Covid-19 y hay que hacer las cosas con cautela. Pero igual, estamos en plena planificación para más adelante cuando zafemos de esta situación complicada. Una de ellas es el acomodar el monumento al cooperativismo. Por supuesto que esto tiene que servir como impulso y envión para trabajar fuertemente con el cooperativismo este año. Nosotros desde el Estado debemos ayudar y colaborar. Trataremos de terminar las obras de todas aquellas cooperativas que están en construcción para que se hagan realidad en nuestro departamento”, señaló. 

Hizo mucho énfasis en el cooperativismo de vivienda que tuvo un gran auge y se fortaleció. Las personas han trabajado muy bien junto a la mesa regional de la Federación Uruguaya de Cooperativas por Ayuda Mutua (Fucvam). Gracias a ese trabajo mancomunado, hoy “debe haber más de 1.000 familias que viven en cooperativas”.

“Dentro de nuestra cartera de tierras sabemos que las cooperativas de vivienda son una parte fundamental para que las personas obtengan una vivienda digna. Yo siempre digo que en la vida si se tiene una vivienda y un trabajo digno, sumado a una familia que nos contenga, tenemos mucho. No te voy a decir que tenemos la vida resuelta porque cada familia es un mundo, pero para el ser humano el trabajo y el techo son dos cosas fundamentales”, puntualizó.

Para promover todo esto, la Intendencia firmó un convenio con Fucvam en 2006, que fue avalado por la Junta Departamental de Soriano en ese momento y sigue vigente hasta el día de hoy, donde la comuna cede el terreno hasta que sale el crédito. Además, se hizo una bolsa de dinero que sirve para cobrar terrenos y con eso adquirir otros.

“A veces compramos tierras que nos parecen que van a servir para cooperativas, pero en otras vienen cooperativas y nos dicen ‘nosotros vimos un terreno en tal lugar que ustedes no lo han comprado. Podemos arreglar un negocio con esto’. La respuesta es afirmativa y ahí se habla con el dueño y se le compra el terreno”, explicó el intendente. 

“Sin ir muy lejos, en el período anterior que era comandado por Agustín Bascou, en Dolores se compró un terreno que tenía todas las condiciones de servicios, que ahora está por salir la escrituración. Cuando eso pasa el dinero vuelve a la Intendencia y con ese se salen a comprar otros terrenos”, agregó Besozzi.

En muchos departamentos del país las Intendencias contratan cooperativas para hacer determinadas actividades y en Soriano no ha sido la excepción durante los gobiernos anteriores. En lo que va de este nuevo período no se generó ninguna, pero está la puerta abierta para que las haya y más en momentos difíciles como los que se atraviesan. Según Besozzi, es una forma de que las personas sigan con su trabajo y además le sirve al Estado. Siempre están dispuestos a sumar cooperativas.

 “No es una casualidad que se haya nombrado a Mercedes como Capital del Cooperativismo, ya que hubo un trabajo de las cooperativas, y de las que están en formación, muy fuerte y eso se ha visto desde el Parlamento para que sea la Capital. Acá se ganó, no fue que alguien regaló un título por nada. Realmente se ganó por los cooperativistas”, subrayó.

Por último, dijo que “esto no es un triunfo de ningún gobierno, esto es el triunfo de muchas personas que están organizadas para llevar adelante el cooperativismo de la mejor manera en el departamento. Nosotros lo único que hacemos es apoyarlos mucho, pero es la misma gente la que lo lleva adelante”, sentenció.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Suplementos