El MSP expuso los motivos para «administrar dosis de refuerzo»

A través de un comunicado, el MSP dio las razones por las que decidió recomendar una tercera vacuna con Pfizer a quienes se dieron Sinovac.

tercera dosis
Foto Vanni Gonzo

Ya está abierta la agenda para quienes quieran darse una dosis de refuerzo de la vacuna contra el coronavirus. Como se sabe, la planificación del MSP está pensada para quienes hayan cumplido su ciclo de vacunación con Sinovac. También habrá consideraciones especiales para los inmunodeprimidos.

Hace algunas horas, las autoridades sanitarias emitieron un comunicado para detallar los motivos que llevaron a dar este paso. La conclusión se alcanzó tras investigaciones sobre «la duración de la inmunidad generada por la infección y la generada a través de las distintas plataformas vacunales en población general y en diferentes grupos de personas». Estas se habían realizado alrededor de todo el mundo.

Más adelante, el documento consideró que «en toda campaña de vacunación debe tenerse en cuenta que algunas personas por su condición de salud, medicación, edad, entre otras. Pueden no desarrollar una respuesta inmune adecuada después de una serie primaria y podrían necesitar una dosis adicional para lograr inmunidad protectora.

La campaña de vacunación contra COVID-19 basada en tres vacunas: CoronaVac, Pfizer y AstraZeneca. Ha sido muy exitosa logrando altas coberturas vacunales que redundaron en una caída marcada en casos, internaciones y fallecimientos».

Una alta efectividad

En cuanto a la efectividad, el MSP detalló algunos números. En el caso de Pfizer es «de 78% para reducir la infección y 97,8% para reducir la internación en CTI y 96,2% para reducir la mortalidad. Con CoronaVac la efectividad es de 59,9% para reducir la infección, 90,8% para reducir la internación en CTI y 95 % para reducir la mortalidad».

Entonces, ¿por qué se definió la dosis de refuerzo? Hay tres razones principales. «Optimizar la respuesta inmune en grupos especiales que presentan una respuesta subóptima» es la primera. «Aumentar la inmunidad global en la población, homogeneizando el uso de plataforma de ARNm», la segunda. Además de «fortalecer la inmunidad de la población ante la posibilidad de nuevas variantes de preocupación, en especial la variante delta».

Otra de las conclusiones alcanzadas por el MSP es que «si bien la declinación de los anticuerpos sucede con todas las vacunas aplicadas en Uruguay, los títulos iniciales son mayores con Pfizer que con CoronaVac y la necesidad de refuerzo sería entonces más precoz. De aquí la propuesta de tercer dosis a aquellos que recibieron esquema primario con CoronaVac».

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Nacionales