Estudio de la Universidad de Estocolmo

Ingerir agua de lluvia es peligroso para la salud

Recoger agua de lluvia para utilizarla en los quehaceres domésticos era unacto llevado a cabo antiguamente, pero ésta dejó de ser segura para su ingesta debido a los altos niveles de “sustancias químicas eternas” que se encuentran en los mares de todo el mundo.

Foto: Fan del Agua

Un grupo de investigadores de la Universidad de Estocolmo (Suecia) detectó que no es segura la ingesta de agua de lluvia en ningún punto del planeta producto del alto grado de contaminación que existe. Particularmente, el estudio indica que en la actualidad el agua de lluvia contiene componentes químicos denominados sustancias perfluoroalquiladas y polifluoroalquiladas (PFAS, por sus siglas en inglés).

Según se expresa en un artículo publicado en la revista EnvironmentalScience&Technologya principios de mes, los científicos, que hace más 10 años que estudian estas sustancias, registraron evidencia que demuestra que las PFAS han ido extendiéndose por toda la atmósfera.

Estas sustancias, que son fabricadas, se alojan en diversos sitios como por ejemplo en los envases de los alimentos, en la indumentaria impermeable, en artefactos hogareños y hasta en ciertos productos cosméticos y del cuidado personal. El efecto contaminante se produce no solo durante su proceso de fabricación, sino también por su uso diario, lo que hace que los libere al aire.

Además, pueden filtrarse mediante las aguas oceánicas. Mediante la condensación delas aguas situadas en los mares de todo el mundo es que logran propagarse al espacio y volver al planeta Tierra en forma de lluvia.

Por su parte, estos componentes también son conocidos como “sustancias químicas eternas”, ya que tardan largos períodos de tiempo en descomponerse, aspecto nocivo debido a que le permite acumularse en las personas, los animales y el entorno.A lo largo de los años se ha detectado la presencia de PFAS en el continente blanco, así como en el hielo marino del océano Ártico, la superficie acuática situada al norte del planeta.

Según indican una serie de estudios científicos, estos elementos son perjudiciales para la salud. Algunos de estos trabajados desarrollados por los especialistas indican que afectan la salud debido a que provocan algunos tipos de cáncer, disminuyen la fertilidad, reducen la respuesta a las vacunas, favorece la suba del colesterol y provoca una serie de retrasos en el desarrollo de los más chicos.

En junio del corriente, la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA, por sus siglas en inglés) dictaminó nuevos parámetros sobre los niveles de PFOA y de ácido perfluorooctanosulfónico (PFOS) que pueden encontrarse en el agua potable para ser apta para el consumo de las personas. A raíz de estas nuevas pautas, el niveldisminuyó de 70 partes por billón a 17,000, lo que limita el nivel de seguridad a 0,004 partes por billón para las sustancias PFOA y 0,02 partes por billón para las PFOS.

Debido a la comparación de los niveles de agua de lluvia con lo estipulado por EPA, los científicos detectaron que generalmente los cánones de contaminación son superados. “Según las últimas pautas estadounidenses para PFOA en el agua potable, el agua de lluvia en todas partes se consideraría insegura para beber”, afirmó el autor principal del estudio y Prof. del Departamento de Ciencias Ambientales de la Universidad de Estocolmo, IanCousins, mediante un comunicado de prensa.

“Aunque en el mundo industrial no solemos beber agua de lluvia [directamente], muchas personas en todo el mundo esperan que sea segura para beber, y suministra muchas de nuestras fuentes de agua potable”, añadió.

+datos:
A su vez, la investigación recoge que el suelo del planeta está “ubicuamente contaminado” con sustancias perfluoroalquiladas y polifluoroalquiladas (PFAS, por sus siglas en inglés). “Es de vital importancia que los usos y las emisiones de PFAS se restrinjan rápidamente”, argumentaron los científicos de la Universidad de Estocolmo (Suecia).

1 Comentario

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Suplementos