La movilización parcial en Rusia: mitos y la realidad

Después del anuncio el 21 de septiembre del a.c. del Presidente de Rusia Vladimir Putin sobre el inicio de la movilización parcial de los reservistas en nuestro país en el Occidente Colectivo ha empezado histeria general, interpretaciones incorrectas y tergiversadas, lo que requiere algunas aclaraciones. En su discurso el Jefe del Estado destacó que esta decisión, tomada de acuerdo con las recomendaciones del Ministerio de Defensa y del Estado Mayor, tenía como objetivo la defensa de la soberanía y de la integridad territorial de Rusia a la luz de las amenazas que afrontaba el país. En particular, se trata de la defensa del mismo territorio ruso, así como de las zonas de Ucrania liberadas de los nacionalistas por las tropas aliadas de Rusia y Donbás desde el inicio de la operación especial militar a finales de febrero. Estos territorios incluyen Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk, regiones de Jersón y Zaporiyia, que anteriormente anunciaron la celebración del 23 al 27 de septiembre de los plebiscitos sobre su adhesión a Rusia.

El Ministro de Defensa de Rusia Serguéi Shoigú se dirigió a los ciudadanos después del Presidente para aclarar algunos detalles de esta iniciativa. Según él, la movilización prevé a partir del 21 de septiembre llamar a filas solo a los reservistas y, en primer lugar, los que hayan prestado el servicio militar, tengan profesiones militares particulares y experiencia de combate relevante para las tareas prioritarias en este momento.

Se planea incrementar el número de soldados y oficiales del ejército ruso por 300 mil personas en reserva, que, teniendo en cuenta una gran capacidad de movilización de Rusia, representa solo 1% de la totalidad de reservistas (25 millones de personas). El Ministro ha subrayado que esta medida no afectaría a los estudiantes ni a las personas que están prestando el servicio militar obligatorio. Además, el Presidente Putin ha reclacado que “los llamados al servicio militar recibirán formación militar adicional teniendo en cuenta la experiencia de la operación militar especial antes de su traslado a las unidades”, lo que garantizará la preparación adecuada y necesaria de nuevos integrantes de las Fuerzas Armadas rusas.

A pesar de estas explicaciones en los países occidentales (no amistosos) surgió una ola de rumores y engaños que hay que desenmascarar. Primero, se habla de que serán movilizadas hasta 1 millon de personas. El Portavoz del Presidente de Rusia Dmitry Peskov respondió claramente está insinuación: “Es una mentira”. En realidad no hay fundamentos para sospechar que la cifra de 300 mil personas declarada por el Jefe de Estado y Ministro de Defensa es incorrecta, y las noticias contradictorias sobre este temase basaban solamente en suposiciones.

Segundo, poco despues del anuncio sobre el inicio de la movilización en las redes sociales rusas fue divulgada una foto dejóvenes detenidos acompañada por lainformación sobre su supuesto secuestro por fuerzas policiales con el fin de enviarlos al ejército. Sin embargo, poco después se reveló que esto fue pura falsedad, un “fake news”, en primer lugar, porque la foto fue tomada hace 5 años durante manifestaciones ilegales en Moscú.

Tercero, no es cierto que a causa de la movilización parcial se prohíbe la salida de los ciudadanos rusos al extranjero. Como explicó la Directora de la Agencia Federal de Turismo de Rusia Zarina Doguzova, para cerrar las fronteras para ciertas categorias de personas se require la imposición de restricciones especiales, las que en este momento no existen.

Cuarto, el Asesor del Ministro del Interior de Ucrania Antón Gerashchenko comunicó que las notificaciones para asistir obligatoriamente a las Comisarías de Reclutamiento se entregaban en Rusia por todos lados: en centros comericales, estaciones de ferrocarril y en las calles. Es un intento evidente de deshumanizar la campaña de movilización parcial, crear una imagén de que se realiza una verdadera “caza” de nuevos soldados y no tiene nada que ver con lo que está pasando en práctica. La fuente de la declaración de Gerashchenko fue un canal informativo en la red social Telegram que se dedica al descrédito de las Fuerzas Armadas de Rusia.En realidad la movilización parcial tiene base jurídica sólida, clara y detallada que cubre todos los aspectos de este proceso.

En relación con lo expuesto, cabe señalar que todo lo que está haciendo el Gobierno de Rusia en el marco de su política exterior e interior, inclusive en lo que se refiere a la realización de la operación especial en Ucrania, resulta ser afectado por la campaña de mentira y desinformación total. Pero esto al fin de cuentas no puede cambiar nada, solo aumentando los temores y preocupaciones de la gente en nuestros países y en el exterior. Lo esencial y lo importante es que el Gobierno de Rusia está llevando a cabo la campaña de la movilización parcial en un forma abierta y transparente: el 22 de septiembre aun ha sido establecida una línea telefónica caliente para responder a las preguntas de los ciudadanos rusos. En fin, esta iniciativa anunciada el 21 de septiembre es una medida calculada, bien pensada y necesaria para defender a nuestro país, sus ciudadanos y a la población de los territorios liberados de Ucrania.

Andrey Budaev

Embajador de Rusia en Uruguay

1 Comentario

Deja una respuesta

Your email address will not be published.