Las bases del nuevo modelo de educación híbrida digital

La Unidad de Desarrollo Educativo de la Universidad de las Fuerzas Armadas (ESPE) de Ecuador me invitó a dictar una conferencia en el webinar "Epistemología para un Modelo Educativo Universitario".

Allí, analicé que existe una doble tendencia estructural de los sistemas educativos: hacia la fragmentación y diferenciación así como hacia la articulación, integración o modulación de sus componentes.

Son dinámicas ambas que se producen en todas sus dimensiones: en lo curricular, pedagógico, didáctico, institucional, social o de sus modalidades. Mientras que por un lado la diferenciación como tendencia centrífuga es impulsada por el avance del conocimiento, de las TIC y de las demandas sociales, por el otro, la articulación como tendencia inversa se constituye en la forma para darle coherencia e integración en el aprendizaje a esas fragmentaciones o diferenciaciones.

Este se produce a través de la conceptualización de modelos educativos que articulan y modulan esas diferenciaciones, buscando mejorar la eficiencia educativa y la pertinencia e incluso mejorando la gestión. Es una articulación que se ha dado de múltiples formas, entre las cuales podemos destacar enfoques curriculares integrados, campus físicos, establecimiento de créditos, movilidad estudiantil, flexibilidad de las trayectorias, pedagogías integradoras o enfoques interdisciplinarios o descentralización de la gestión, todos los que buscan limitar la fragmentación y darle unicidad y coherencia a la enseñanza.

En lo referido a las modalidades impulsadas por componentes tecnológicos, la articulación ha promovido tendencias integradoras como la educación dual, la semipresencial y ahora mediante la creación de una nueva educación híbrida.

Las tecnologías de comunicación han facilitado históricamente la emergencia de nuevas diferenciaciones en el proceso educativo a través de innovaciones como el libro, láminas, videos u otras miles, y con ello también nuevas formas de articulación y pedagogías integradoras.

La derivación de estas tendencias contradictorias, entre otras, fue el pasaje desde un modelo presencial y homogéneo hacia la creciente flexibilidad curricular: multi-pedagogismo, diversidad académica, movilidad estudiantil y académica, creciente virtualización o nuevos modelos híbridos en entornos digitales se destacan como expresiones articuladoras. Igualmente destacan programas flexibles, ciclos básicos o comunes, movilidad entre modalidades, articulación entre teoría y la praxis o diseños curriculares inter o multidisciplinarios.

La diferenciación promovida por las tecnologías de comunicación e información han contribuido a complejizar la función educativa, con el aumento permanente de la incidencia del trabajo pasado a través del uso de recursos de aprendizaje, en sustitución del trabajo presente y directo de los docentes.

Ello ha permitido múltiples articulaciones en la enseñanza y el aprendizaje entre los docentes y los recursos técnicos, permitiendo mayor eficiencia en transmitir contenidos con esas pedagogías integradoras, así como por la propia convergencia virtual o la interacción que permiten los nuevos medios digitales.

Tal diversidad de métodos, pedagogías, recursos y didácticas que se ha ido conformando se constituye en la base de un nuevo enfoque del aprendizaje soportado en la neurociencia. El cerebro humano contiene billones de conexiones neuronales, cuyo patrón de actividad controla nuestras funciones cognitivas por lo que el impulso a la realización de diversidad de sinapsis a través de múltiples recursos y actividades educativas es esencial para alcanzar mejores niveles de aprendizaje y conocimiento.

Así, la diferenciación impulsa la construcción de un modelo educativo integrado e híbrido y que descansa en el paradigma emergente de la neurociencia.

La complejización del conocimiento y el mundo del trabajo lleva a la creciente complejidad de los procesos educativos. Con ello los modelos educativos se estructuran sobre la base de diversidad de conocimientos, pedagogías, competencias.

En el contexto digital, las TIC facilitan nuevas diferenciaciones educativas como las plataformas con aulas virtuales con aprendizajes asincrónicos como Moodle, o empaquetados como los MOOCs, y recientemente mediante la enseñanza sincrónica vía Zoom. Esta diferenciación, al tiempo que amplía las modalidades como ambientes de enseñanza, también impulsa una nueva articulación educativa con movilidad entre las modalidades buscando un aprendizaje híbrido a través de la convergencia entre esas modalidades, o incluso apoyándose también en los modelos presenciales.

El nuevo contexto propende a integrar diversidad de pedagogías informáticas y en red para lograr el aprendizaje, con formas tanto continuas como discontinuas. Es una educación híbrida digital, mediada sólo por tecnologías digitales con diversos ambientes sincrónicos y asincrónicos incluyendo aprendizaje con multimedia. En la educación sincrónica se apoya en videoclases o laboratorios digitales en forma presencial o en red, y en la educación asincrónica se apoya en plataformas con tutores o en multimedia como MOOCs sin tutores.

La articulación entre la mayor diferenciación de modalidades virtuales impulsa nuevas formas de trabajo docente y con ello la propia diferenciación de los docentes. Es claro sin embargo, que este aprendizaje apoyado en diversidad de recursos de aprendizajes y tecnologías no anula necesariamente las actividades presenciales complementarias.

Múltiples situaciones pueden recomendar incorporar componentes presenciales en la enseñanza por limitaciones de conectividad, demandas estudiantiles de interacción social, marcos normativos, control de las evaluaciones, realización de actividades prácticas o trabajo colaborativo. Pero siempre aprovechando la diferenciación para conformar un modelo curricular integral a través de actividades presenciales, sincrónicas y asincrónicas.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Opinión

Julio Castro

El 1º de agosto de 1977 desaparece Julio Castro en Montevideo. Lo detienen, tras haber salvado

El sótano en Harlem

La mayor parte del exilio fue en Washington. Por lo menos allí estaban mi pequeño departamento,