No descartan «actividad terrorista» en EEUU tras derogarse ley sobre derecho al aborto

Gobernadores de tres Estados han garantizado el acceso a la interrupción del embarazo y anticonceptivos.

El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos ha avisado de «posible actividad extremista» tras la decisión adoptada el viernes por el Tribunal Supremo.

Los objetivos abarcan un amplio espectro, según el memorándum recogido por la cadena CNN, desde sedes del Gobierno, juzgados, hasta organizaciones tanto a favor como contrarias al aborto. «La libertad de expresión y el derecho a protestar pacíficamente de los estadounidenses son derechos constitucionales fundamentales. Esos derechos no se extienden a la violencia y otras actividades ilegales», ha recordado un portavoz de Seguridad Nacional a CNN en un comunicado.

«El DHS continuará trabajando con nuestros aliados en todos los niveles del gobierno para compartir información y apoyar los esfuerzos de aplicación de la ley para mantener seguras a nuestras comunidades», ha añadido. El DHS publicó previamente un boletín del Sistema Nacional de Asesoramiento contra el Terrorismo que advertía sobre la posible violencia en torno al fallo de la Corte Suprema sobre el derecho al aborto. Sin ir más lejos, esta pasada noche la Policía ha usado gases lacrimógenos durante las protestas frente al edificio del Senado de Arizona, en Phoenix, después de que se rompiera parte de una puerta, dijo el Departamento de Seguridad Pública del estado. «Esta noche, una multitud de manifestantes golpeó las puertas de vidrio del edificio del Senado. Parte de una puerta estaba rota. La Policía lanzó gas lacrimógeno», ha declarado el portavoz del DPS, Bart Graves, en un correo electrónico recogido por NBC.

Estados «santuarios»

Los gobernadores de California, Washington y Oregon han emitido un «compromiso multiestatal» denominado ‘West Coast Offense’ para defender el acceso a la atención sanitaria reproductiva, como respuesta a la derogación del derecho al aborto por parte del Tribunal Supremo.

El plan que han anunciado estos tres estados de la costa oeste de Estados Unidos incluiría el acceso a la interrupción del embarazo y anticonceptivos. Asimismo, el programa tiene como objetivo «proteger a los pacientes y médicos contra los esfuerzos de otros estados por exportar sus prohibiciones». En un vídeo publicado en YouTube, el gobernador de California, Gavin Newsom; el de Washington, Jay Inslee; y la de Oregon, Kate Brown, han explicado que estas medidas tendrán en cuenta a aquellas mujeres que viajen a estos tres estados en busca de un aborto seguro. «Trabajaremos duro para proteger sus derechos y su seguridad», ha subrayado Newson.

Por su parte, Inslee ha señalado a los estados conservadores y a los tribunales republicanos como culpables del «retroceso» en materia de derechos reproductivos. Asimismo, Brown ha señalado que la derogación de la ley ‘Roe v. Wade’ ha provocado que más de la mitad de los estados del país hayan prohibido o restringido de forma decisiva el acceso al aborto.

Hay tres estados –Kentucky, Luisiana y Dakota del Sur– donde las «prohibiciones de activación» entraron en vigor automáticamente tras la sentencia del Supremo, ha informado el canal del televisión estadounidense CNN. Además, la CNN señala que otros diez estados tienen prohibiciones desencadenantes que se aplicarían tras una medida adoptada por una entidad gubernamental, como es el caso de Missouri. En Estados Unidos se espera que otros lugares del país se reúnan sus legisladores para aprobar leyes que restrinjan el aborto.

1 Comentario

  1. Donde hay zurdos hay terror…se cumple en todo el mundo hasta en USA…Creen que sus reclamos estan por encima de nuestros derechos.,

Deja una respuesta

Your email address will not be published.