/

Reciente incorporación de la Asociación Española

Novedosa técnica para revertir el agrandamiento de próstata

Se llama Rezum y consiste en un tratamiento térmico de la próstata mediante la inyección de vapor de agua. Es una intervención quirúrgica que se realiza de forma ambulatoria (sin internación), mínimamente invasiva, tiene una duración de entre 10 y 12 minutos y preserva la eyaculación.

Foto: Asociación Española

Básicamente, consiste en inyectar por vía endoscópica vapor de agua en el tejido prostático, lo que causa la reabsorción del mismo y provoca que la próstata vuelva a un tamaño normal; esto suprime los síntomas urinarios. Permite tratar diversidad de tamaños prostáticos, concretamente para próstatas de 30 a 80 gramos.

Es sabido que la hiperplasia prostática benigna (más conocida como agrandamiento de próstata) es la patología urológica más frecuente en los hombres mayores de 50 años. Los principales síntomas de esta patología son la disminución del calibre del chorro urinario, micción más frecuente tanto en el día como en la noche, urgencia para orinar, hasta complicaciones como infecciones urinarias, piedras en la vejiga y sangrado en la orina.

“Esta tecnología nos permite tratar la zona inflamada por vía enouretral, mediante la inyección de vapor de agua. Eso, con el correr de los días, produce una reducción del tamaño de la glándula prostática. Lo que redunda en beneficios sustantivos para el paciente, como retomar la micción normal, y suspender la medicación que toma”, explicó el urólogo Gustavo Escobar, integrante del equipo de Urología de la Asociación Española y coordinador de litotricia endourológica, laser prostático y Rezum.

PRINCIPALES VENTAJAS

Las ventajas de esta técnica, comparada con los otros procedimientos para tratar el agrandamiento de próstata “son muchas y muy buenas”, afirma Escobar. Para empezar es una intervención quirúrgica que se realiza de forma ambulatoria, por lo que no requiere internación. Se puede aplicar con una leve sedación y el procedimiento, que es mínimamente invasivo, lleva unos 10 minutos aproximadamente. Todos estos aspectos hacen que la intervención no presente sangrado inmediato.

“El paciente se despierta y se va a su casa. De todos los procedimientos disponibles actualmente en nuestro medio, es el único que se puede realizar con una sedación, sin necesidad de aplicar una anestesia general o regional”, explicó el urólogo a cargo de la técnica.

Otra de las ventajas que presenta, explica Escobar, es que en el 97 por ciento de los casos preserva la eyaculación y no produce afectación del esfínter urinario por lo que la incontinencia de orina es excepcional. “Esto no es un tema menor. La mayoría de las técnicas quirúrgicas para el tratamiento de la hiperplasia prostática benigna tiene como efecto secundario que no conserva la eyaculación. Para el hombre en edad genital activa, entre los 45 y 70 años o más, este es un elemento relevante”, describió.

“De todas las técnicas quirúrgicas que están disponibles en nuestro medio, esta es la única que preserva la eyaculación”, enfatizó.

La técnica Rezum también es funcional para aquellos pacientes que tienen efectos secundarios con los tratamientos medicamentosos, ya que este procedimiento permite abandonar la medicación. “En el caso de las personas que no toleran la medicación que se indica para tratar el agrandamiento de próstata, este tratamiento es ideal porque permite abandonar la medicación tras la intervención”, explicó el urólogo.

NOVEDOSA Y RECONOCIDA

Si bien esta tecnología es novedosa en Uruguay, tiene más de seis años en el mundo. Profesionales de la Asociación Española se capacitaron sobre esta técnica en Argentina para poder traerla a Uruguay, y hoy la Asociación Española es la primera y única mutualista que cuenta con este equipamiento.

“Estamos en vinculación directa con uno de los laboratorios más importantes del mundo, como es Boston Cientific, lo que nos permite el desarrollo y la puesta a punto permanente de esta tecnología”, remarcó Escobar.

El urólogo especificó que esta tecnología viene a complementar otros procedimientos que ya existen en la Institución, como es el láser de próstata, la embolización prostática, además de los métodos convencionales. “Son todas técnicas que cada una tiene su aplicación particular. Hay que evaluar cuál es el mejor procedimiento de acuerdo a las características de cada paciente. Pero creemos que el Rezum, por su versatilidad y practicidad, tiene un gran campo de acción”, afirmó.

+datos:

Se puede consultar sobre el procedimiento Rezum al Departamento de Urología de la Asociación Española. El mismo se aplica tanto a socios como no socios de la Institución.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Empresas