Oficialismo espera dictamen de la Corte Electoral, reivindicó la democracia y anunció debate

La Comisión Nacional Pro Referéndum contra la Ley de Urgente Consideración (LUC) presentó ante la Corte Electoral 309 cajas (conteniendo 2.500 papeletas) y una carpeta que completarían 797.261 rúbricas para activar el mecanismo de consulta popular.

Fuentes nacionalistas de la Corte Electoral indicaron que el «descarte» de las firmas presentadas tiene «un histórico» del 5% por lo cual, los promotores del recurso de democracia directa tienen altas posibilidades de haber logrado «el colchón que buscaban».

De ahora en más, la máxima autoridad electoral dará varios pasos. En primer lugar, contar la cantidad de papeletas entregadas y constatar si las cifras declaradas se ratifican. El segundo paso es la constatación de la validez de cada firma. Para ello, se dispuso que trabajarán 46 mesas con dos integrantes, uno del oficialismo y otro de la oposición, más veedores de la Comisión Nacional. La convalidación de las firmas se realizará en 150 días, existiendo posibilidad de prórroga.

En tercer término, si se confirma que se llegó a la cantidad de firmas necesitadas, la Corte Electoral tiene 120 días para convocar a la consulta popular. En general, los actores políticos de la coalición de gobierno coincidieron en que se ratificó el funcionamiento de un mecanismo previsto por la Constitución y que queda esperar el dictamen final de la Corte Electoral. Incluso, partidarios de la defensa de la norma de trámite urgente lo plantearon, ratificando su posición de fondo también (más información en Contratapa).

«Vamos a ver cuando se verifiquen»

Anoche, durante su asistencia al homenaje al Grupo Asesor Científico Honorario, el presidente de la República, Luis Lacalle Pou, sostuvo que «obviamente, tenemos la palabra de quienes propiciaron este recurso. De llegarse, daremos el debate». «Nos han escuchado en campaña electoral, nos han escuchado durante el principio del gobierno. Difundir las ideas, difundir el documento, difundir el anteproyecto y después discutir la ley. Insistimos que es una buena ley», agregó.

El expresidente Julio María Sanguinetti manifestó a LA REPÚBLICA: «Vamos a ver cuando se verifique si se va a referéndum o no. Son los procedimientos de la vida democrática. Yo estoy en contra, pero tengo que respetar la voluntad de los demás. Lo que diga la Corte (Electoral) será la realidad». La vicepresidenta Beatriz Argimón consideró que «se trata de un procedimiento que unos ciudadanos decidieron transitar. Siempre que se desarrolla un proceso de esta naturaleza podemos confiar en las garantías democráticas que este país nos da. Ahora, veremos el trabajo de la Corte (Electoral)».

Según el excanciller y actual diputado colorado Ope Pasquet (Ciudadanos): «Me parece que es la culminación del trabajo que ha hecho mucha gente, con todo el derecho del mundo y la convicción que era un camino a recorrer .Ahora falta que la Corte (Electoral) verifique las firmas y, entonces, veremos si hay referéndum o no». «El esfuerzo de esos compatriotas merece todo el respeto y demuestra que ha podido desarrollar su labor en las condiciones necesarias para reunir un importante número de firmas para alcanzar el 25% del Padrón Electoral -no lo sabemos todavía- pero, de cualquier manera, es una expresión muy importante de una parte de la ciudadanía».

El diputado Iván Posada (Partido Independiente) declaró: «Según lo manifestado por quienes organizaron esta campaña, han llegado a los números. Habrá que ver ahora la revisión por parte de la Corte Electoral a los efectos de confirmar si hay una instancia de referéndum. Eso es lo que corresponde, no corresponde ningún otro comentario». El senador por Cabildo Abierto Guillermo Domenech expresó «hoy, se presentaron las firmas reclamando el referéndum contra la LUC.

La opinión que podemos dar por el momento es que se ha llenado un requisito constitucional que da lugar a que el pueblo se pronuncie sobre una ley aprobada por este parlamento o sea que han funcionado los mecanismos democráticos previstos en el país y eso nos genera satisfacción». «Obviamente, cuando llegue el momento defenderemos la legislación que hemos votado, porque lo hemos hecho en el entendido que esa legislación obre en beneficio de la gente».

Mientras tanto, el senador Jorge Gandini afirmó que «No tengo ninguna duda que esa campaña electoral va a transformarse a favor o en contra del gobierno, no a favor o en contra de la LUC». «Debatimos antes de aprobarse la LUC y debatiremos después si se llegó a las firmas. No sé sabe si se llegó, ese es un relato que se quiere instalar para poner presión sobre la Corte Electoral», añadió el legislador porlapatrista.

2 Comentarios

  1. De todos los comentarios oficialistas el mas dolido y rencoroso,es el del facho G·ndini,jajaja.Le va a llevar meses que le cicatrice.Y los demàs,hablan de democracia,pero se negaron a debatir e informar sobre la LUC y le negaron la cadena de televisiòn a la Comisiòn Pro Referendum.Estàn viviendo su peor pesadilla;la de un Pueblo que comienza a despedirlos.

  2. Lo curioso que todos los entrevistados demuestran el deseo de que las firmas no lleguen. Están aferrados a que el descarte sea masivo. Gente dolida.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Nacionales