Peñarol perdió 0-1 contra Nacional pero se metió en la siguiente ronda

Un gol de Guzmán Corujo dio como ganador a Nacional en el Campeón del Siglo, pero a Peñarol le bastó con la ventaja en la ida para pasar.

El Campeón del Siglo vivió lo que tal vez fue el partido más importante de su joven historia. Peñarol recibió a Nacional para disputar lo que fue el partido de vuelta de los octavos de final de la Copa Sudamericana.

En la previa, fanáticos «carboneros» se congregaron en Los Aromos para recibir a su equipo, mientras que los seguidores «bolsos» se acercaron al hotel donde su equipo se hospedó -ubicado cerca del aeropuerto de Carrasco- para despedir al plantel cuando emprendió su marcha al estadio.

La victoria de Peñarol 1-2 en el partido de la ida en el Gran Parque Central le dio la ventaja en la llave. Para clasificar, Nacional tenía que ganar por dos goles de diferencia o uno, siempre que fuera un resultado superior al de la ida.

Equipo que gana, repite. Mauricio Larriera se la jugó con el mismo equipo que dominó el encuentro en la ida.

Por otro lado, Alejandro Capuccio hizo cinco modificaciones en comparación con la ida. Armando Méndes reemplazó a Mathías Laborda, Felipe Carballo, Emiliano Martínez sustituyeron a Facundo Píriz, Gabriel Neves y Joaquín Trasante. El último en entrar fue Leandro Fernández, quien se perdió el encuentro de ida por suspensión.

El partido mostró a dos equipos respetuosos por el rival en el comienzo. Ambos cuadros se dedicaron a analizar el rival y no hubo nada destacable en los primeros minutos.

Peñarol aumentó en su juego y superó al rival entre el minuto 10 y 20. Allí tuvo la oportunidad de abrir el marcador con un centro al área donde Cándido y Rochet no se entendieron, el lateral no pudo despejar y por poco Gary Kagelmacher abre el marcador.

Al 21′ sería Torres quien intentaría con un remate desde lejos. Sin embargo, el tiro fue defectuoso y no generó riesgo alguno para el pórtico de golero «tricolor».

Luego de que se superara la mitad del primer tiempo la visita también incrementó su intensidad y comenzó a pasar la mitad de cancha. Los desbordes de Ocampo por la banda derecha ganaron varios tiros de esquina para su equipo, pero no hubo mayor sobresalto en las filas «manyas».

Al 30′ Giovanni González se combinó Cepellini y el lateral, tras llegar a la última línea, sacó un peligroso centro a media altura que nadie logró conectar para empujarlo al arco.

El partido cayó en un bache donde  los empujones le ganaron al fútbol. Salvo un intento de Guzmán Corujo al 40′, donde la acomodó de pecho y sacó una floja chilena, no hubo más acciones reales. Así se marcharía el compromiso a los camerinos.

Segunda mitad                                                                                                                

Nacional salió al segundo tiempo con una intensidad mayor en procura del gol y Peñarol a defender la ventaja con la pelota.

Al 53′ la tuvo la visita. Méndez se proyectó e hizo una pared con Bergessio en el área. La pelota le quedó al lateral que sacó un remate que pasó apenas desviado.

Al 55′ el «Mota» Gargano lo intentó con un potente remate de lejos, pero Rochet lo contuvo sin problemas. Cinco minutos después lo intentó el canario Álvarez Martínez, pero su remate fue muy desviado.

Nacional se aumentó la apuesta en un ataque que no dio resultados, mientras que Peñarol soportó sólido en defensa y llevó peligro al pórtico rival con los contragolpes.

Al 61′ lo intentó «Gio» González, que entró al área, sacó un potente remate centrado y Rochet lo mandó al tiro de esquina. Álvarez Martínez lo intentó de nuevo al 64′ y 67′, con dos remates defectuosos que arruinaron una buena oportunidad para el «manya».

Las variantes desde el banco llegaron y Capuccio puso a Trezza por Cantera y a Vecino por Fernández. Larriera respondió y le dio entrada a Musto por un desgastado Gargano.

Frustración y gol con sabor a poco

La emotividad del encuentro y la frustración del «tricolor», que jamás encontró el camino, se tradujeron en empujones e insultos que, por suerte, no pasaron a más.

Cuando se jugaba el tiempo de reposición, Nahuelpán sustituyó a Álvarez Martínez y Rodríguez hizo lo propio por Torres.

Al 90+3′ la impotencia del visitante se tradujo en una fortísima patada de Felipe Carballo sobre Musto. El jugador de Nacional vio la roja directa.

El propio Musto respondió un par de minutos después con una falta sobre el tobillo rival que lo hizo merecedor de la roja directa también. Maximiliano Cantera propinó un cabezazo en una gresca

Cuando se jugaba el 90+11′, tras una córner, Guzmán Corujo ganó de cabeza ante una mala salida de Dawson y empujó la pelota para el 0-1. Sin embargo, apenas reanudó el compromiso, el árbitro pitó el final.

No fue suficiente para un Nacional que nunca encontró la vía para el gol. Pese a la derrota, Peñarol no sufrió el partido en ningún tramo del mismo y sacó su boleto a los cuartos de final de la competición donde enfrentará Sporting Cristal de Perú.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Tribuna