Se inauguró en Beijing el XX Congreso Nacional del PCCh

El XX Congreso Nacional del Partido Comunista de China (PCCh), evento que llama la atención de todo el mundo, se inauguró en la mañana del 16 de octubre en el Gran Palacio del Pueblo.

Xi Jinping, secretario general del Comité Central del PCCh

En nombre del XIX Comité Central del Partido, Xi Jinping presentó ante el Congreso el informe titulado: Enarbolemos la Gran Bandera del Socialismo con Peculiaridades Chinas en Lucha Unida por la Construcción Integral de un País Socialista Moderno. Xi Jinping indicó, el XX Congreso Nacional del PCCh es un congreso de suma importancia, porque se celebra en un momento crucial en que todo el Partido y el pueblo de las diversas etnias de todo el país están emprendiendo una nueva expedición hacia la construcción integral de un país socialista moderno y hacia los objetivos fijados para el segundo centenario.

El tema principal de este Congreso es: enarbolar la gran bandera del socialismo con peculiaridades chinas, implementar integralmente el pensamiento sobre el socialismo con peculiaridades chinas de la nueva era; realzar el gran espíritu fundacional del Partido; obrar con autoconfianza y autosuperación, y con preservación de principios fundamentales e innovación, y trabajar con ánimos elevados y avanzar con valentía y firmeza, en lucha unida por la construcción integral de un país socialista moderno y por el impulso en todos los aspectos de la gran revitalización de la nación china.

Li Keqiang anunció que, al XX Congreso Nacional del Partido, debían asistir en total 2.379 delegados, entre ellos, 2.296 delegados titulares y 83 delegados especialmente invitados y, de hecho, se presentaron hoy 2.340 delegados. Li expresó la más calurosa bienvenida a los amigos de fuera del Partido y los camaradas responsable pertinentes que han honrado el Congreso con su presencia.

El informe presentado por Xi Jinping ante el Congreso en nombre del XIX Comité Central del PCCh está dividido en 15 partes:

I. Trabajos del último lustro y grandes transformaciones de los diez años de la nueva era.

II. Apertura de nuevos horizontes a la chinización del marxismo y a su adaptación a nuestros tiempos.

III. Misión y tareas del Partido Comunista de China en la nueva era y la nueva expedición.

IV. Estructuración acelerada de la nueva configuración del desarrollo y promoción esforzada del desarrollo de alta calidad.

V. Aplicación de la estrategia de vigorización del país mediante la ciencia y la educación y potenciación del apoyo otorgado por el personal talentoso a la modernización.

VI. Desarrollo de la democracia popular de proceso entero y garantización de la condición del pueblo como dueño del país.

VII. Persistencia en la gobernación integral del país según la ley e impulso de la construcción de una China regida por la ley.

VIII. Propulsión de la autoconfianza y autosuperación en cuanto a la cultura y consecución de nuevos éxitos espléndidos de la cultura socialista.

IX. Incremento del bienestar del pueblo y elevación de su calidad de vida.

X. Promoción del desarrollo verde y fomento de la coexistencia armoniosa entre el ser humano y la naturaleza.

XI. Impulso de la modernización del sistema y la capacidad de la seguridad nacional y defensa firme de esta y la estabilidad social.

XII. Cumplimiento de los objetivos de lucha fijados para el centenario de la fundación de las Fuerzas Armadas y apertura de nuevas perspectivas a la modernización de la defensa nacional y del Ejército.

XIII. Mantenimiento y perfeccionamiento de la directriz de “un país con dos sistemas” y promoción de la reunificación de la patria.

XIV. Promoción de la paz y desarrollo mundial y propulsión de la estructuración de una comunidad de destino de la humanidad.

XV. Firmeza en el disciplinamiento integral y riguroso del Partido e impulso a fondo de la nueva y grandiosa obra de su construcción en la nueva era.

Xi Jinping señaló en el informe que, durante los cinco años transcurridos desde el XIX Congreso Nacional del Partido, dominando con visión de conjunto la situación general estratégica de la gran revitalización de la nación china y la situación mundial de singulares cambios sin precedentes en mucho tiempo, el Comité Central del Partido ha hecho disposiciones estratégicas cardinales sobre el desarrollo de la causa del Partido y el país, dando así cohesión y guía a toda la organización, todo el Ejército y el pueblo de todas las etnias del país para afrontar con eficacia la severa y compleja situación internacional y la sucesión de grandes riesgos y desafíos, y para impulsar de forma incesante y con espíritu emprendedor y prometedor el socialismo con peculiaridades chinas de la nueva era hacia adelante.

En este lustro, nuestro Partido ha dado cohesión y guía al pueblo para la resolución de numerosos problemas difíciles que llevaban mucho tiempo sin solucionarse y para el cumplimiento de un cúmulo de grandes e importantes empresas que atañen a nuestro desarrollo a largo plazo, impulsando así la consecución de éxitos trascendentales de la causa del Partido y el país que concitan la atención del mundo.

Al hacer un balance del trabajo de los diez años de la nueva era, Xi Jinping señaló que, durante este decenio hemos experimentado tres grandes acontecimientos que revisten un trascendental significado real y una profunda significación histórica para la causa del Partido y el pueblo: acogida del centenario de la fundación del PCCh, entrada del socialismo con peculiaridades chinas en la nueva era y materialización del objetivo de lucha fijado para el primer centenario al haber cumplido la tarea histórica de acometimiento de lo más duro en la liberación de la pobreza y consiguiente culminación de la construcción integral de una sociedad modestamente acomodada. Se trata de una victoria histórica obtenida por el PCCh y el pueblo chino mediante su lucha unida, una victoria histórica que brillará por siempre en los anales de la historia del desarrollo de la nación china, una victoria histórica, también, que tiene una influencia de largo alcance en el mundo.

Xi Jinping dijo, a lo largo de los últimos diez años, la causa del Partido y del país ha logrado éxitos históricos y ha experimentado transformaciones históricas, impulsando la entrada de nuestro país en la nueva expedición para la construcción integral de un país socialista moderno.

Hemos creado el pensamiento sobre el socialismo con peculiaridades chinas de la nueva era, hemos fortalecido en todos los aspectos la dirección partidaria, hemos materializado el sueño milenario de la nación china de tener una vida modestamente acomodada, hemos adoptado una científica y completa disposición estratégica para el desarrollo de la causa del Partido y del país propio de la nueva era, hemos planteado y aplicado la nueva concepción del desarrollo, hemos profundizado integralmente la reforma con gran coraje político, hemos aplicado una estrategia de apertura más dinámica y de mayor iniciativa, hemos seguido con perseverancia el camino del desarrollo político del socialismo con peculiaridades chinas, hemos establecido y mantenido el sistema fundamental de la posición rectora del marxismo en el campo ideológico, hemos aplicado a fondo la concepción del desarrollo centrada en el pueblo, hemos persistido en la noción de que las aguas cristalinas y las verdes montañas son cordilleras de oro y plata, hemos implementado el concepto general de la seguridad nacional, hemos establecido el objetivo del Partido para el fortalecimiento de las Fuerzas Armadas propio de la nueva era, hemos propulsado integral y acertadamente la práctica de “un país con dos sistemas”, hemos propulsado integralmente la diplomacia de gran país con peculiaridades chinas, y hemos propulsado a fondo el disciplinamiento integral y riguroso del Partido.

Al mismo tiempo, debemos ser claramente conscientes de las deficiencias existentes todavía en nuestro trabajo y las numerosas dificultades y problemas que afrontamos.

Xi Jinping recalcó, las grandes transformaciones registradas en los diez años de la nueva era marcan un hito en la historia del Partido, de la Nueva China, de la reforma y la apertura, del desarrollo del socialismo y del desarrollo de la nación china. Habiendo recorrido una trayectoria de lucha centenaria, el PCCh se ha vuelto más firme y poderoso en el temple revolucionario y siempre ha sido núcleo dirigente inquebrantable en el proceso histórico del mantenimiento y desarrollo del socialismo con peculiaridades chinas. El pueblo chino ha adquirido una fuerza motriz de avance aún mayor, un espíritu de lucha aún más elevado y una confianza en el triunfo aún más firme, y, con confianza centuplicada, él y el PCCh están impulsando el gran salto de la nación china de la puesta en pie a una modesta prosperidad y a una naciente fortaleza.

Escribir constantemente nuevos capítulos de la chinización del marxismo y su adaptación a los tiempos representa una responsabilidad histórica solemne de los comunistas chinos de hoy. El continuo impulso de la innovación teórica basada en la práctica nos exige, antes que nada, comprender acertadamente la concepción del mundo y la metodología propias del pensamiento sobre el socialismo con peculiaridades chinas de la nueva era y sostener y emplear debidamente las posiciones, puntos de vista y métodos plasmados en él, destacó Xi Jinping al tiempo de hacer un llamado a que se persista en la supremacía del pueblo, en la autoconfianza y el autosostenimiento, en la preservación de principios fundamentales y la innovación, en tomar la resolución de los problemas como rumbo orientador, en una visión sistémica, así como en tener en cuenta al resto del mundo.

Al referirse a la misión y tarea del Partido en la nueva expedición de la nueva era, Xi Jinping indicó que, desde ahora, la tarea central del PCCh es unir y conducir al pueblo de las diversas etnias del país en la materialización del objetivo de lucha fijado para el segundo centenario —la culminación de la construcción integral de un poderoso país socialista moderno—, promoviendo integralmente la gran revitalización de la nación china con la modernización china. En el camino de avance debemos ceñirnos con firmeza a los siguientes principios significativos: mantenimiento y fortalecimiento del liderazgo general del Partido, perseverancia en el camino del socialismo con peculiaridades chinas, perseverancia en la concepción del desarrollo centrada en el pueblo, perseverancia en la profundización de la reforma y la apertura, perseverancia en el despliegue del espíritu de lucha.

Xi Jinping destacó que hay que aplicar de forma completa, acertada y general la nueva concepción del desarrollo, perseverar en la economía de mercado socialista como rumbo de la reforma y en la apertura al exterior de alto nivel, y acelerar la estructuración de una nueva configuración del desarrollo protagonizada por la gran circulación nacional y caracterizada por la promoción mutua de ésta y la internacional. Además, debemos esforzarnos por configurar la economía de mercado socialista de alto nivel, construir un sistema industrial moderno, impulsar integralmente la vigorización de las zonas rurales, promover el desarrollo coordinado de las regiones, y fomentar la apertura al exterior de alto nivel.

Con persistencia en la condición de la ciencia y la tecnología como primera fuerza productiva, del personal talentoso como recurso número uno y de la innovación como fuerza motriz primaria, hay que aplicar a fondo la estrategia de vigorización del país mediante la ciencia y la educación, la de su fortalecimiento con recursos humanos excelentes y la del desarrollo propulsado por la innovación con el fin de abrir nuevas áreas y pistas de desarrollo y perfilar continuamente nuevas fuerzas motrices y nuevas ventajas de desarrollo, subrayó Xi Jinping, añadiendo que, con atenimiento al desarrollo prioritario de la educación, a la independencia y autosuperación científico-tecnológica y a la conducción y propulsión por personal de valía, hemos de acelerar la construcción de un país fuerte en educación, en ciencia y tecnología, y en talentos.

Hemos de seguir invariablemente el camino del desarrollo político del socialismo con peculiaridades chinas, persistir en la unidad orgánica entre la dirección del Partido, la condición del pueblo como dueño del país y la gobernación de este ajustada a la ley, manifestó Xi Jinping, subrayando la necesidad del fortalecimiento de las garantías institucionales de la condición del pueblo como dueño del país, el desarrollo integral de la democracia consultiva, el desarrollo activo de la democracia efectuada en los niveles de base, y la consolidación y desarrollo del más amplio frente único patriótico.

Xi Jinping indicó que hemos de desplegar aún mejor la función garantizadora de la consolidación de los cimientos, de la estabilización de las expectativas y del favorecimiento del desarrollo a largo plazo desempeñada por el imperio de la ley, de modo que construyamos integralmente por la vía de él un país socialista moderno. Es necesario perfeccionar el sistema jurídico socialista con peculiaridades chinas centrado en la Constitución, impulsar sólidamente la gestión de los asuntos administrativos acorde con la ley, cumplir estrictamente el ejercicio imparcial de la justicia, y acelerar la construcción de una sociedad regida por la ley.

Xi Jinping señaló que debemos construir una ideología socialista dotada de una poderosa fuerza aglutinadora y conductora, aplicar ampliamente los valores socialistas esenciales, elevar el grado de la civilización de toda la sociedad, florecer y desarrollar la causa cultural y la industria cultural, y fortalecer el poder difusor y la influencia de la civilización china.

Xi Jinping puntualizó que, en la cumplida materialización, defensa y fomento de los intereses fundamentales de las más amplias masas populares, es valeroso ceñirnos estrechamente a los problemas de intereses que les son más preocupantes, inmediatos y reales, y persistir en actuar con todos los medios a nuestro alcance y conforme a nuestra capacidad. Hay que mejorar el sistema de distribución, poner en práctica la estrategia de priorización del empleo, completar el sistema de seguridad social, e impulsar la construcción de una China sana.

Xi Jinping enfatizó, debemos interiorizar firmemente y practicar la noción de que las aguas cristalinas y las verdes montañas son cordilleras de oro y plata, y ponernos en la altura de la coexistencia armoniosa entre el ser humano y la naturaleza para planear el desarrollo. Es importante llevar a cabo la aceleración de la transición ecológica del modelo de desarrollo, el impulso a fondo de la prevención y tratamiento de la contaminación medioambiental, el incremento de la diversidad, estabilidad y sostenibilidad de los ecosistemas, y el impulso activo y prudente tanto de la llegada al pico de las emisiones de CO2 como de la carboneutralidad.

Xi Jinping recalcó el cumplimiento de implementar firme e invariablemente el concepto general de la seguridad nacional y plasmar la defensa de esta en los diversos aspectos y el proceso entero de la labor del Partido y el país, y subrayó la necesidad de la compleción del sistema de la seguridad nacional, el incremento de la capacidad de defensa de la seguridad nacional, la elevación del nivel de gobernanza de la seguridad pública, y el mejoramiento del sistema de la gobernanza social.

Xi Jinping remarcó que cumplir en el plazo definido los objetivos de lucha fijados para el centenario de la fundación de las Fuerzas Armadas y hacer del Ejército Popular uno de primer orden mundial constituye una exigencia estratégica para la construcción integral de un país socialista moderno. Es obligatorio fortalecer integralmente los adiestramientos y preparativos bélicos, fortalecer integralmente la gobernanza militar, y consolidar y mejorar el sistema y capacidades estratégicos estatales integrados.

Xi Jinping reafirmó que la directriz de “un país con dos sistemas” es una gran iniciativa pionera del socialismo con peculiaridades chinas y el mejor ordenamiento institucional para mantener en Hong Kong y Macao una prosperidad y una estabilidad duraderas tras su retorno, hemos de sostenerla con firmeza a largo plazo. Tenemos que perseverar en la gobernación de Hong Kong y Macao ajustada a la ley, hacer efectivo el poder administrativo general de la dirección central sobre las dos regiones, poner en práctica los principios de “administración de Hong Kong por los patriotas” y “administración de Macao por los patriotas”. Daremos respaldo a las dos regiones administrativas especiales para una mejor integración en la situación general del desarrollo nacional, de manera que puedan desplegar aún mejor su papel en la materialización de la gran revitalización de la nación china.

Persistiremos en trabajar con la mayor sinceridad y el máximo esfuerzo por una perspectiva de reunificación pacífica, pero nos reservamos la opción de adoptar todas las medidas necesarias. Hagamos realidad sin falta la reunificación completa de la patria, a buen seguro podemos cumplirla. Xi Jinping indicó que los cambios en lo tocante al mundo, a los tiempos y a la historia se están ahora desarrollando como nunca antes. China aplica con firmeza una política exterior independiente y de paz, persistiendo en desarrollar la amistad y la cooperación con los demás países sobre la base de los Cinco Principios de Coexistencia Pacífica y en la política estatal básica de apertura al exterior. El pueblo chino está dispuesto a trabajar junto con todos los demás pueblos del mundo en creación de un futuro más bello para la humanidad.

Xi Jinping señaló que todo el Partido debe tener bien presente que su integral y riguroso disciplinamiento y su revolución interna están y estarán siempre en el camino y que no se permitirán en absoluto estados de ánimo laxos o de solaz, ni fatigosos o de hastío de batallar; debe impulsar con perseverancia su disciplinamiento integral y riguroso, promover a fondo la nueva y grandiosa obra de su construcción de la nueva era y guiar la revolución social con su revolución interna.

Subrayó la necesidad del mantenimiento y fortalecimiento de la dirección centralizada y unificada del Comité Central del Partido, de la persistencia incansable en una aglutinación de voluntades y una forja del espíritu practicadas en uso del pensamiento sobre el socialismo con peculiaridades chinas de la nueva era, del perfeccionamiento del sistema reglamentado de ordenamientos de la revolución interna del Partido, de la vertebración de un contingente de cuadros altamente calificados capaces de asumir la importante misión de revitalización de la nación, del fortalecimiento de las funciones políticas y organizativas de los organismos del Partido, de la perseverancia en potenciar con tono riguroso el enderezamiento del estilo del Partido y la aplicación estricta de su disciplina y de la firme conquista de la victoria en la batalla decisiva y guerra prolongada de la lucha anticorrupción.

Xi Jinping señaló que el Partido ha creado la gran causa centenaria tras una lucha grandiosa, creará sin duda nueva gran causa mediante una nueva lucha grandiosa.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.