Ayer cumplió 49 años la primera computadora portatil: la MCM/70

Nacería el 24 de setiembre de 1973 y pesaba 9 kilos.

El 25 de septiembre de 1973, Microcomputer Computer Machines, Inc. (MCM), presentó el MCM/70 Offsite Link (MCM 70). MCM fue fundada en 1972 con el objetivo de diseñar, construir y comercializar un microordenador de última generación, pero portátil.

De esta forma, el MCM/70 se convirtió en la primera computadora verdaderamente portátil y posiblemente el primer sistema de microordenadores realmente utilizable del mercado. Ayer cumplió 49 años.

El MCM/70 incluía una o dos unidades de cinta digital en una única unidad física que incluía el teclado y la pantalla integrales, con un peso total de unos 9 kg. Para enfatizar la portabilidad del MCM/70, MCM puso a disposición un maletín de transporte opcional para que todo el ordenador cupiera bajo un asiento de avión.

El MCM/70 y el MCM/800, un modelo más potente introducido en 1976, podían conectarse a cualquier impresora, lo que era algo totalmente novedoso en la época.

El portátil utilizaba APLOffsite Link, desarrollado por IBM, como lenguaje de usuario y fue el primer ordenador disponible en el mercado que hizo del APL su principal o único lenguaje de usuario. MCM continuó con el APL como lenguaje de usuario en el MCM/700 y en el posterior 800.

El MCM/70 ofrecía al usuario el almacenamiento virtual como una característica estándar automática, siempre que el ordenador estuviera equipado con al menos una unidad de cinta o una unidad de disco. Y este fue el primer ordenador disponible en el mercado en hacer esto.

Esto permitía al usuario realizar grandes tareas de manipulación de datos, del tipo que normalmente habría requerido un mainframe, pero, por supuesto, más lentamente en un ordenador muy pequeño y relativamente caro.

El MCM 70 proporcionó un nuevo nivel de integración hardware-software. Fue el primer caso claro de lo que se denomina «codiseño», en el que el software y el hardware del ordenador se diseñan al mismo tiempo, por personas que trabajan juntas y que buscan deliberadamente un conjunto de objetivos comunes para el rendimiento del hardware cuando lo dirige el software. Por muy avanzadas y sofisticadas que fueran todas las innovaciones de hardware y software de ACM, y por muy útiles que fueran las máquinas para los clientes empresariales antes de la revolución del PC, las máquinas de MCM nunca alcanzaron un volumen lo suficientemente alto como para permitir un menor coste por unidad.

Cuando se presentó el Apple II en abril de 1977, a un precio mucho más bajo y sin las mismas limitaciones, se convirtió en un éxito inmediato, quitándole ventas al MCM. 

1 Comentario

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Aldea