¿Cuáles son las enfermedades no transmisibles? Causan 17 millones de muertes al año

Las cifras fueron entregadas en un nuevo informe elaborado por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Para 2030 existe un compromiso de salvar a 50 millones de personas en el mundo de morir por alguna de estas enfermedades.

El consumo de tabaco es uno de los principales riesgos asociados a las enfermedades no transmisibles. De hecho, según el nuevo informe, ocho millones de muertes se asocian al consumo de tabaco.

Quizás usted no reconozca a las enfermedades no transmisibles (ENT) por el nombre técnico que suelen emplear para referirse a ellas, pero seguramente sí ha escuchado los cuatro principales grupos que la componen: las enfermedades cardiovasculares, el cáncer, las enfermedades respiratorias y la diabetes.

Según un reciente informe publicado por la Organización Mundial de la Salud, titulado ‘Números invisibles. El verdadero alcance de las enfermedades no transmisibles y qué hacer con ellas’, se estima que las ENT causan casi tres cuartas partes de las muertes en el mundo y, al año, 17 millones de personas menores de 70 años mueren a causa de estas. El 86% de las personas que mueren por cuenta de las ENT viven en países de ingresos bajos o medios, lo que revela una tremenda desigualdad. Además, como asegura el nuevo informe, este grupo de enfermedades, superan a las enfermedades infecciosas como las principales causas de muerte en el mundo.

“Este informe nos recuerda la verdadera magnitud de la amenaza que suponen las ENT y sus factores de riesgo”, dijo al respecto Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS. Pero, ¿cuáles son los factores de riesgo respecto a las enfermedades no transmisibles? La OMS ha señalado, desde hace varias décadas, que los comportamientos modificables, como el consumo de tabaco, la inactividad física, las dietas que no son sanas y el alto consumo del alcohol, aumentan el riesgo de padecer ENT.

Por ejemplo, con base en las cifras del nuevo informe, más de ocho millones de muertes son causadas por el abuso del tabaco e, incluso, más de un millón de estas están asociadas a la exposición del humo ajeno. Por otra parte, las dietas poco saludables, donde la sobrealimentación que lleva a la obesidad es una de sus manifestaciones, también causa la muerte por ENT de ocho millones de personas más. 

Sin embargo, también existen riesgos metabólicos y que muchas veces están relacionados con los comportamientos que pueden cambiarse. El aumento de la tensión arterial, el sobrepeso y la obesidad, la hiperglucemia (altas concentraciones de glucosa en la sangre) y el colesterol y triglicérido alto, son los principales factores de riesgo en este sentido.

Pero, como manifestó el Director General de la OMS, “existen intervenciones rentables y aplicables a nivel mundial contra las ENT que todos los países, independientemente de su nivel de ingresos, pueden y deben utilizar y beneficiarse de ellas, salvando vidas y ahorrando dinero”. De hecho, ese fue uno de los compromisos que surgió tras el lanzamiento del informe. Los países miembros de esta organización, se comprometieron a salvar 50 millones de vidas para el 2030 a través del ‘Pacto Mundial de Enfermedades No Transmisibles’. La principal acción que propone la OMS para atajar el aumento de muertes por ENT es la voluntad política, seguida de atención primaria en salud y una cobertura universal en los sistemas de salud. La organización también le hace un llamado a los países para que se garantice de forma efectiva la prevención, detección y tratamiento de este grupo de enfermedades. Por último, pero no menos importante, se recomienda proteger a la población más vulnerable, como por ejemplo a los que se encuentran en refugios, pues no existen garantías para un acceso oportuno a los servicios de salud.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Sociedad