Primera imagen del Telescopio James Webb de la NASA

La imagen muestra el SMACS 0723, un cúmulo de galaxias.

Telescopio James Webb
Foto: NASA

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden hizo pública la primera imagen a todo color del telescopio espacial James Webb de la NASA, durante un acto público en la Casa Blanca en Washington. Esta primera imagen muestra las potentes prestaciones de la misión Webb, una asociación con la ESA (Agencia Espacial Europea) y la CSA (Agencia Espacial Canadiense).

La imagen muestra el SMACS 0723, un cúmulo de galaxias comparativamente cercanas cuya gravedad actúa doblando y concentrando la luz de otras mucho más lejanas que se encuentran detrás de ellas. Por el momento (ya que el JWST acaba de ponerse en marcha), las más débiles de esas galaxias con lente gravitacional son los objetos más distantes que los terrícolas han visto jamás.

«El primer campo profundo de Webb no sólo es la primera imagen a todo color del telescopio espacial James Webb, sino que es la imagen infrarroja más profunda y nítida del universo lejano tomada hasta la fecha. Esta imagen cubre un trozo de cielo del tamaño aproximado de un grano de arena sostenido a la distancia de un brazo extendido. Es sólo una pequeña porción del vasto universo», dijo el administrador de la NASA, Bill Nelson.

Presentación de todas las imágenes

Este campo profundo, que establece un nuevo récord, es un adelanto del conjunto completo de las primeras imágenes de Webb, que se publicarán este martes 12 de julio, en una transmisión en directo por la televisión de la NASA. Las imágenes estarán disponibles en: https://www.nasa.gov/webbfirstimages.

El Telescopio Espacial James Webb tiene más para ofrecer en un día calificado como histórico para la humanidad. La nueva ola de imágenes revelarán detalles sobre la atmósfera de un lejano planeta gaseoso, una “guardería estelar” donde se forman estrellas, un “quinteto” de galaxias enfrascadas en una danza de encuentros cercanos y la nube de gas alrededor de una moribunda estrella.

El jefe administrador de la NASA, Bill Nelson, expresó: “Hacemos posible lo imposible. Gracias al cohete Ariane que lo transportó y lo colocó en un trayectoria precisa, el telescopio no necesitó consumir mucho combustible. Lo que le permitirá extender su vida útil de 10 a 20 años. Así, duplicará su tiempo de servicio”, afirmó Nelson.

Y agregó: “Y esto no se detendrá. Vamos a ir a la Luna y a Marte con el cohete más grande jamás construido. Hoy vamos a ver la formación de las estrellas y con más precisión los agujeros negros. Podrá penetrar a través de las nebulosas estelares para ver las estrellas más lejanas, que exceden los 13.000 millones de años. Y las que vendrán supondrán hasta los 13.500 millones de años, solo algunos cientos de millones de años luz desde que todo comenzó”.

“Con las nuevas imágenes, ahora habrá nuevas preguntas que la humanidad se hará”, concluyó Nelson.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.