Se votó en comisión de Senado el proyecto sobre tenencia compartida

Recibió 5 votos a favor y dos en contra, se descuenta que será aprobado el 2 de agosto en plenario.

La iniciativa que plantea regular los aspectos procedimentales de la Tenencia Compartida fue votada por cinco legisladores de la coalición de gobierno y fue rechazada por dos senadores de la oposición. Se considera en el Palacio Legislativo que el texto será objeto de deliberación del Senado el martes 2 de agosto, para pasar a Diputados.

La sesión de la Comisión de Constitución y Legislación del Senado había previsto una audiencia con las autoridades del Instituto del Niño y del Adolescente del Uruguay (Inau), cuyos directores dieron una posición favorable al proyecto, pero como opinión no oficial del organismo, como explicó el titular de la institución, Pablo Abdala.

Según detalló Abdala, de los tres jerarcas del Inau, dos tienen posición favorable y uno en contra de la iniciativa: “Nos pareció que no era prudente forzar una votación y hacerle decir a la institución la opinión de sus circunstanciales directores”, dijo Abdala, quien encontró más acertado que cada director diera su punto de vista.

“Tenemos una opinión favorable. Creemos que mejora la legislación vigente. Creemos, lo dijimos en comisión que se ha dado una circusntancia un poco contradictoria: el debate ha transitado por andariveles distintos de aquellos por los que transita el propio proyecto de ley. Creo que el proyecto tiene ciertos contenidos y el debate se ha centrado en aspectos que no están el proyecto y que el proyecto no establece”, afirmó el director del Inau.

El senador José Carlos Mahía, uno de los parlamentarios que votó contra el proyecto, expresó que “los principales damnificados, son los las niñas, niños y adolescentes porque se acaba de consagrar en comisión un proyecto que le da una mirada exclusivamente adulta y que hace modificaciones muy complejas desde el punto de vista de los derechos”.

“”Los proyectos de ley de ésta naturaleza. No tienen que tener como eje central las disputas entre padre y madre (..) sino que el centro tiene que ser el derecho del niño, la niña y el adolescente”, sentenció el legislador de Convocatoria Seregnista-Progresista. 

“Si bien los proyectos de ley que vienen tratando el tema son de larga data, incluso del comienzo de la legislatura, lo que pasó ahora fue una sustitución de proyecto; hay uno nuevo. Ante un proyecto nuevo, hubo una sola visión que solicitamos expresamente que fue la del Inau, que tampoco logró tener una posición institucional, vino con mayoría y minoría”, acotó.

Mahía recalcó que todas las organizaciones que trabajan la temática de las niñas y niños tienen una postura contraria a la iniciativa y planteó que “llama mucho la atención” que un tema de alta delicadeza haya sido tratado con celeridad, señalando que ojalá en la segunda cámara (para el caso Diputados) se puedan introducir cambios.

“Todos estamos a favor de la tenencia compartida. Todos estamos a favor de la corresponsabilidad en la crianza. Con esos títulos estamos todos de acuerdo. El tema es cuando se va a los contenidos”, precisó el senador.

Para Mahia, corresponde interrogar respecto de la presencia de los progenitores de los menores durante el proceso con todos los datos de violencia sobre niños, niñas y adolescentes” de parte de familiares directos. “Cómo se le puede obligar por ley al abogado defensor que sí o sí tenga que ir con los dos progenitores cuando la violencia puede ser que venga de uno de ellos”:

Mientras tanto, la senadora Carmen Asiaín (herrrerismo) reivindicó que la coalición de gobierno logró consensuar un texto que logró ser votado para llegar al plenario del Senado. “Lo concebimos como un derecho de los niños a mantener una convivencia con los padres cuando ocurre esa circunstancia que para los niños es indeseable, que es la separación”.

“Está pensado para situaciones de normalidad, en la que hubo una desavenencia entre los progenitores y procura, cumpliendo con los estándares internacionales (…) que los niños sigan conviviendo porque de cada uno de los progenitores reciben pautas, reciben formación y el desarrollo de la personalidad depende de la convivencia”.

Según Asiaín las modificaciones al proyecto “fueron muy escasas” como una redacción que eliminaba causales de pérdida de la patria potestad o la eliminación de la limitación de cinco casos como máximo por los defensores de oficio.

1 Comentario

  1. Según esta ley, cuando hay violencia de uno de los padres hacia la pareja, los niños también deben convivir, aunque sea parcialemtne con el padre (o madre) que usa la violencia. Y si la violencia es también contra los niños, deberán seguir conviviendo, aunque sea parcialemente con el vioelnto, para que no pierdan la costumbre, parece. c

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Nacionales