Un nuevo lapus de Biden al presentar un programa para acabar con el hambre en EEUU

El presidente preguntó por una de las legisladoras impulsoras del programa, la cual había muerto en agosto pasado.

El presidente estadounidense, Joe Biden, sorprendió este 28 de septiembre a los asistentes a una conferencia de la Casa Blanca sobre el hambre al preguntar si entre el público se encontraba Jackie Walorski, una congresista republicana fallecida en agosto.

“Jackie, ¿estás aquí? ¿Dónde está Jackie?. Iba a estar aquí”, dijo el mandatario demócrata, de 79 años.

La republicana, representante de Indiana, murió en un accidente de auto y había impulsado un proyecto de ley bipartidista para sacar adelante la conferencia de este miércoles 28 de septiembre, en la que se han prometido fondos por un valor de unos US$ 8 mil millones para acabar con el hambre en Estados Unidos en 2030.

El digital NPR recordó que el presidente y la primera dama, Jill Biden, emitieron en agosto un comunicado expresando sus condolencias, alabando la colaboración establecida con Walorski y subrayando que era una representante “única”.

La portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, intentó desviar la atención sobre el fallo del mandatario. “El evento de hoy era importante. Uno sobre seguridad alimentaria y sobre cómo vamos a dar los pasos para erradicar el hambre para 2030, y eso es algo que el presidente se toma muy seriamente. A ella la tenía muy presente. En dos días (Biden) verá a su familia para homenajearla a ella y el trabajo que ha hecho”, dijo preguntada por la prensa.

Este mes, en una entrevista en el programa “60 minutes”, preguntaron a Biden qué opinaba de quienes dudan de que a su edad ya no esté capacitado para el cargo. “Mírenme”, respondió el mandatario, que dijo respetar que la gente diga que es mayor, pero insistió en que se encuentra bien y en que no se siente viejo y ni con problemas físicos o mentales que le impidan ejercer como presidente.

34 millones padecen inseguridad alimentaria

En EE.UU., unos 34 millones de personas, incluidos 5 millones de niños, padecen inseguridad alimentaria. Biden, prometió finalizar para 2030 y para lo que cuenta con la movilización de 8.000 millones de dólares públicos y privados.

La promesa fue hecha en la primera conferencia que se celebra en la Casa Blanca sobre Hambre, Nutrición y Sanidad desde 1969, año en el que el mandatario republicano Richard Nixon se volcó con esa misma causa impulsando gracias a un encuentro similar legislaciones como la del Programa de Desayuno Escolar.

«Desde entonces, los avances en la investigación y la medicina nos han enseñado mucho más sobre nutrición y sanidad. Hoy convoco de nuevo esta conferencia porque creo que podemos usar esos avances para hacer de Estados Unidos una nación más fuerte y saludable», sostuvo Biden.

En 2021, según datos del Departamento de Agricultura, el 10,2 % de los hogares del país sufrieron inseguridad alimentaria en algún momento a lo largo del año, un porcentaje similar al de 2020. Y en las casas con hijos menores de 18 años, esa cifra se elevó al 12,5 %, aunque en algunos casos solo los adultos se vieron afectados. La estrategia presidencial para reducir esos datos se asienta en tres pilares: facilitar el acceso de los ciudadanos a comida que mantenga a sus familias sanas, ofrecer la información necesaria para poder elegir dietas saludables e impulsar el ejercicio físico.

«La buena noticia es que ya hemos creado una buena base para esto», apuntó Biden en una cita que cuenta con el chef español José Andrés como invitado final y que incluyó a senadores, representantes de ONG y de agencias estatales dedicadas a esta labor.

En cualquier país y en cualquier estado de Estados Unidos, añadió el mandatario, si un padre no puede alimentar a sus hijos «nada más importa».

1 Comentario

  1. Ah! hay hambre en EE.UU………………
    porque no arreglan su casa, racistas imperialistas, y dejan de robar activos y bloquear naciones con todo tipo de cercos.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Mundo